mayo 11, 2022

Tipos de respiracion humana

5 minutos de lectura

Retroalimentación

Mediante la respiración, la inhalación y la exhalación, el sistema respiratorio facilita el intercambio de gases entre el aire y la sangre y entre la sangre y las células del cuerpo. El sistema respiratorio también nos ayuda a oler y a crear sonidos. A continuación se describen las cinco funciones principales del sistema respiratorio.
El sistema respiratorio ayuda a la respiración, también llamada ventilación pulmonar. En la ventilación pulmonar, el aire se inhala a través de las cavidades nasal y oral (la nariz y la boca). Se desplaza por la faringe, la laringe y la tráquea hasta los pulmones. A continuación, se exhala el aire, que vuelve a fluir por la misma vía. Los cambios en el volumen y la presión del aire en los pulmones desencadenan la ventilación pulmonar. Durante la inhalación normal, el diafragma y los músculos intercostales externos se contraen y la caja torácica se eleva. Al aumentar el volumen de los pulmones, la presión atmosférica disminuye y el aire entra a toda prisa. Durante la espiración normal, los músculos se relajan. Los pulmones se hacen más pequeños, la presión atmosférica aumenta y el aire es expulsado.
Dentro de los pulmones, el oxígeno se intercambia por los residuos de dióxido de carbono mediante el proceso denominado respiración externa. Este proceso respiratorio tiene lugar a través de cientos de millones de sacos microscópicos llamados alvéolos. El oxígeno del aire inhalado se difunde desde los alvéolos hacia los capilares pulmonares que los rodean. Se une a las moléculas de hemoglobina de los glóbulos rojos y se bombea por el torrente sanguíneo. Mientras tanto, el dióxido de carbono de la sangre desoxigenada se difunde desde los capilares hacia los alvéolos y se expulsa mediante la exhalación.

Leer más  Empezar a correr a los 50

Wikipedia

Existen diferentes tipos, o modos, de respiración que requieren un proceso ligeramente diferente para permitir la inspiración y la espiración. Todos los mamíferos tienen pulmones que son los órganos principales para respirar. La capacidad de los pulmones ha evolucionado para soportar las actividades del animal. Durante la inhalación, los pulmones se expanden con aire y el oxígeno se difunde por la superficie del pulmón, entrando en el torrente sanguíneo. Durante la espiración, los pulmones expulsan aire y el volumen pulmonar disminuye. Los distintos tipos de respiración, específicamente en los seres humanos, incluyen
1) Eupnea: modo de respiración que se produce en reposo y no requiere el pensamiento cognitivo del individuo. Durante la eupnea, también denominada respiración tranquila, el diafragma y los intercostales externos deben contraerse.
2) Respiración diafragmática: modo de respiración que requiere la contracción del diafragma. Cuando el diafragma se relaja, el aire sale pasivamente de los pulmones. Este tipo de respiración también se conoce como respiración profunda.
Figura \ (\PageIndex{1}): Respiración diafragmática: Animación de un diafragma exhalando e inhalando, demostrando la respiración diafragmática. Durante la inhalación, el diafragma se contrae, lo que aumenta el volumen de la cavidad pulmonar. Durante la exhalación, el diafragma se relaja, lo que disminuye el volumen de la cavidad pulmonar.

Tipos de respiracion humana online

El sistema respiratorio humano está formado por un complejo conjunto de órganos y tejidos que captan el oxígeno del entorno y lo transportan a los pulmones. Los órganos y tejidos que componen el sistema respiratorio humano son la nariz, la faringe, la tráquea y los pulmones.
El sistema respiratorio de los seres humanos comienza con la nariz, donde se acondiciona el aire calentándolo y humedeciéndolo. Los tabiques óseos separan la cavidad nasal en cámaras, donde el aire se arremolina en corrientes. Los pelos y los cilios atrapan las partículas de polvo y purifican el aire.
Las cámaras nasales se abren a una cavidad situada en la parte posterior de la boca, llamada faringe (garganta). Desde la faringe, dos tubos llamados trompas de Eustaquio se abren hacia el oído medio para igualar la presión del aire allí. La faringe también contiene amígdalas y adenoides, que son bolsas de tejido linfático utilizadas para atrapar y filtrar microorganismos.
Tras pasar por la faringe, el aire pasa a la tráquea. La tráquea tiene un armazón de músculo liso con unos 16 a 20 anillos abiertos de cartílago en forma de C. Estos anillos dan rigidez a la tráquea y garantizan que se mantenga abierta.

Explicar el sistema respiratorio humano

El sistema respiratorio es vital para todo ser humano. Sin él, dejaríamos de vivir fuera del útero. Empecemos por echar un vistazo a la estructura del sistema respiratorio y a lo vital que es para la vida. Durante la inhalación o la exhalación, el aire es arrastrado hacia o desde los pulmones por varias cavidades, tubos y aberturas.
El tracto respiratorio es el camino del aire desde la nariz hasta los pulmones. Se divide en dos secciones: El tracto respiratorio superior y el tracto respiratorio inferior. El tracto respiratorio superior incluye las fosas nasales, las cavidades nasales, la faringe, la epiglotis y la laringe. El tracto respiratorio inferior está formado por la tráquea, los bronquios, los bronquiolos y los pulmones.
La ventilación es el intercambio de aire entre el ambiente externo y los alvéolos. El aire se desplaza por flujo masivo desde una zona de alta presión a otra de baja presión. Todas las presiones en el sistema respiratorio son relativas a la presión atmosférica (760 mmHg a nivel del mar). El aire entrará o saldrá de los pulmones dependiendo de la presión en los alvéolos. El cuerpo modifica la presión en los alvéolos cambiando el volumen de los pulmones. Cuando el volumen aumenta, la presión disminuye, y cuando el volumen disminuye, la presión aumenta. Hay dos fases de ventilación: la inspiración y la espiración. Durante cada fase, el cuerpo cambia las dimensiones de los pulmones para producir un flujo de aire que entra o sale de los pulmones.